¿QUE ES ULTREYA?

| abril 9, 2018

La palabra ultreya es una antigua palabra española que usaban los peregrinos de Compostela cuando se encontraban para saludarse y animarse a lo largo del camino. Esta palabra, probablemente derivada del latín ultra, significaba “¡Más allá de las estrellas!”
La Ultreya congrega los grupos de una misma región, contribuyendo a mantenerlos en el espíritu del MCC y a sensibilizarlos a la realidad de la Iglesia.

En un clima de amistad, se intercambia sobre lo vivido, sea a base del trípode (piedad, estudio, acción), sea a partir de un texto del Evangelio.

La Ultreya es un acontecimiento, una oportunidad para los miembros de una comunidad cristiana, expresen en forma natural y sencilla como han vivido su vida cristiana y para que vayan poco a poco, tomando conciencia sobre su compromiso de cristianizar sus ambientes.

1.-
OBJETIVO
Tener una profunda experiencia de encuentro con Cristo, a través de las conferencias, dinámicas, reflexiones, talleres y un ambiente festivo; para descubrir la importancia de formar comunidades de vida entorno al Maestro y ser discípulos misioneros en sus Iglesias Diocesanas.

2.-
LEMA
“Sean comunidades de discípulos misioneros en torno a Jesucristo Maestro y Pastor” (DA, 368).

3.-
POLÍTICAS
3.1. Profunda experiencia con Cristo.

3.2. Una buena organización del Evento.

3.3. La importancia de formar comunidades de vida entorno al Maestro y ser discípulos misioneros en la Iglesia Diocesana.

4.-
ESTRATEGIAS
4.1. Profunda experiencia con Cristo:

4.1.1. Comenzando con la vida de oración a través de las palancas.

4.1.2. Teniendo una temática que invite a un encuentro con Cristo vivo.

4.1.3. Preparando las celebraciones litúrgicas como momentos donde se viva una experiencia profunda de unión con Cristo.

4.2. Una buena organización del evento:

4.2.1. Teniendo un equipo que realice la programación y la logística del evento, con tiempos, movimientos, lugares adecuados.

4.2.2. Preparando un equipo para poder llevar una sana economía; bien organizada para todo lo que se requiera.

4.2.3. Teniendo un equipo para acogida y acomodo de los hermanos que van a participar en el evento.

4.3. La importancia de formar comunidades de vida entorno al Maestro y ser discípulos misioneros en las Iglesias Diocesanas.

4.3.1. Descubriendo la importancia de ser discípulos misioneros de Cristo en medio de nuestras diócesis por medio de los temas, meditaciones y reflexiones.

4.3.2. Fortaleciendo la comunidad de vida (Escuela, Reunión de grupo y Ultreya) para poder crecer como hijo de Dios.

4.3.3. Teniendo una sólida formación en la escuela para fortalecer la vida personal del cursillista y ser fermento en la comunidad parroquial.

4.3.4. Viviendo la XXV Ultreya Nacional en un ambiente festivo, con el tradicional desfile, las dinámicas y las animaciones propias del grupo.

5.-
TEMAS
– Identidad del Movimiento de Cursillos de Cristiandad.
– Espiritualidad de la Comunión en el Movimiento de Cursillos de Cristiandad.
– Palabra de Dios y Eucaristía, como alimento del cursillista.
– Evangelización de los ambientes por parte de los integrantes de los Movimiento de Cursillos de Cristiandad.
– Importancia de la Escuela, Reunión de Grupo y Ultreya, como espacios de crecimiento.

FECHA DE ULTREYA : 23, 24 Y 25 NOVIEMBRE 2018.
6.-
Oración de preparación para la XXV Ultreya Nacional
Espíritu Santo, fuente y dador de toda la sabiduría que procede de Dios,
te pedimos que dispongas nuestra mente y nuestro corazón,
para vivir plenamente este encuentro personal con Cristo
en la ya próxima Ultreya Nacional.

Que, reunidos en torno a Él, podamos formar comunidades,
de discípulos atentos a la escucha de su Palabra,
alimentados y fortalecidos por la Eucaristía,
en oración personal y comunitaria.

Que podamos ser misioneros de una Iglesia en salida,
a semejanza de Nuestro Señor y de María nuestra Madre,
primera discípula y misionera,
y podamos ser fermento que renueve nuestros ambientes, con tu misericordia infinita.

Que podamos vivir en unidad y comunión en nuestras familias,
grupos de amistad, Parroquia y Diócesis,
siendo reflejo de la Santísima Trinidad,
bajo la Espiritualidad de la Comunión.

Te lo pedimos Padre bueno y misericordioso,
por los méritos de tú Hijo nuestros Señor Jesucristo,
la intercesión de María Santísima,
y derrames abundantes gracias en nosotros por el Espíritu Santo. Amén

Etiquetas:

Categiría: Abril 2018, Avisos, Destacados, Diócesis de Querétaro, Subsidios

Cerrada la admisión de comentarios