DESDE LA CEM: Fiestas decembrinas 2017.

| diciembre 16, 2017

Domingo 17 de diciembre de 2017-

Queridos amigos y lectores:

En este III Domingo de Adviento, los saludo a todos con mucho cariño y afecto en Cristo Nuestra Paz. Hoy en el Evangelio se nos invita a ser, como Juan el Bautista, testigos de la luz. La vida está llena de pequeñas oportunidades para ser testigos: creyentes sencillos, humildes, conocidos sólo en su entorno; personas entrañablemente buenas. Seamos esos testigos que necesita el mundo de hoy, que vivan la verdad, el amor y la paz, sólo así será posible «allanar el camino» hacia Dios.

Fiestas decembrinas 2017

Hemos iniciado las Posadas, y con ellas, el momento central de preparación para la Navidad, lo que caracteriza el mes de diciembre. Ahora nos preparamos con más emoción y alegría en un ambiente festivo para celebrar la Navidad; es decir, el aniversario del Nacimiento de Nuestro Salvador y Redentor. Con las Posadas, llegan los dulces y las colaciones a endulzar el paladar de los niños y llenarlos de ilusión y regocijo. No olvidemos que las Posadas son oportunidades invaluables de catequesis sobre la Encarnación y Natividad del Señor. Que la Navidad y el Año Nuevo 2018 sean momentos propicios para fortalecer los lazos de amistad, de fraternidad, de amor y cariño entre todos los seres humanos; pero principalmente con los más necesitados de un abrazo, con aquellos que no tienen a nadie con quien compartir estas fiestas. Les invito a todos para que, durante las tradicionales cenas de Navidad y Año Nuevo, busquemos compartir estos momentos con quien vive solo o necesita de consuelo y de compañía. El Señor nos recompensará grandemente esa obra buena. Que la Sagrada Familia de Nazaret: Jesús, María y José, nos acompañe en nuestros festejos y nos haga sensibles a las necesidades de los demás, para que no haya un hogar donde no esté presente Cristo, el rostro misericordioso del Padre. No dejemos que el temor y la desesperanza rompan con nuestros sueños e ilusiones. Finalmente, quiero invitarlos para que busquemos hacer las paces con quienes nos hemos distanciado por tal o cual motivo. La reconciliación es fundamental en el Camino hacia la Paz. Que en este tiempo todos busquemos reencontrarnos con nosotros mismos y con nuestros hermanos. ¡Feliz Navidad!

Hoy, Día del Seminario Diocesano de Morelia

Hoy es el día de nuestro Seminario de Morelia; los seminaristas presentes en todos los templos de la Arquidiócesis buscan un encuentro con todo el Pueblo de Dios, comparten su vocación, dan a conocer la vida del Seminario, y también nos piden que colaboremos en su formación con nuestro apoyo espiritual y material. La formación de los futuros sacerdotes está encaminada a realizar una educación personal que los lleve a crecer humana, cristiana y vocacionalmente, desde el conocimiento de la realidad que se vive en nuestra Arquidiócesis, y con todas las herramientas que les ayudan para responder a la vocación, entendiendo que es un verdadero servicio a la comunidad, siempre con una visión humana y de fe. El empeño es que se capaciten para colaborar en sus comunidades desde la integralidad de las dimensiones de la formación humana, espiritual, intelectual, pastoral y vocacional, trasmitiendo su experiencia de Cristo y participando en la programación concreta de formación que les ofrece el Seminario. En este curso escolar, nuestro Seminario cuenta con 264 estudiantes, 23 formadores, 88 profesores y 46 empleados de distintos servicios; y como ven, necesita la colaboración de todos. Agradezco a todos su cariño y su generosidad para con el Seminario. Dios les recompense todo lo que hacen por la formación de los futuros pastores al servicio del Reino en la Arquidiócesis de Morelia.

Con mi oración, cariño y bendición.

En Cristo, nuestra Paz

† Mons. Carlos Garfias Merlos,

Arzobispo de Morelia.

Categiría: Desde la CEM, Diciembre 2017, Reflexiones

Cerrada la admisión de comentarios