CONFIRMACIONES. Parroquia San Felipe de Jesús, Chichimequillas.

| junio 18, 2018

Chichimequillas, El Marques, Qro. 15 de junio de 2018.

El Templo parroquial de San Felipe Jesús, ubicado en la comunidad de Chichimequillas, El Marques, Qro.,  el día 15 de junio de 2018, fue sede de la Celebración  Litúrgica  presidida por Mons. Faustino Armendáriz Jiménez, IX Obispo de Querétaro, en la  cual un numeroso grupo de niños y niñas, recibieron de manos del Sr.  Obispo, el segundo de los Sacramentos de la iniciación Cristiana,  después de haber recibido la debida preparación  catequética y haber sido presentados por el Párroco, Pbro. Silvestre  García Suárez,   al Sr. Obispo para hacerles partícipes de la Gracia de la Confirmación. En su homilía, Mons. Faustino les dijo:

Muy queridos hermanos los saludo a todos en el Señor Jesús,  saludó a los niños que se han preparado a lo largo de un año para formarse,  sin duda que tienen que ver mucho los papás para que los niños tengan constancia en  la formación;  no es solamente venir a la doctrina,  es que el niño vaya forjando su conocimiento de Dios que le servirá para que crezca en la fe para el futuro y por esto debe de crear cada vez más conciencia de su ser de hijos de Dios.

 Hoy en día, hay papás que buscan Iglesias en la cual le dan catecismo de un mes y esto le hace mal al niño,  en cambio quien busca su parroquia le hace un gran bien;   en su parroquia hay catequistas calificados que les ayudarán no solamente para llegar a la formación y a la primera comunión sino los ayudaran a seguir conociendo a Dios,  para eso están las catequistas y los catequistas y todos recordamos a quien nos hizo favor de formarnos, como estas catequistas aquí en la parroquia y estamos profundamente agradecidos con ellos.

Por eso qué bueno que los niños asistan a la catequesis,  porque sus papás se preocupan por que ellos puedan  conocer más a conciencia lo que hoy reciben,  un gran Regalo de parte del  Señor “El Espíritu Santo”.

 Saludo también a los padrinos que tienen una gran tarea importante en la formación de estos niños,  no los dejen solos,  los niños los han elegido como sus papás a ustedes; porque confían en ustedes.  Por eso,  hay que corresponder a esa grande delicadeza con la responsabilidad del padrino de reflejar con  la conducta en line de Dios.

Ustedes son, Padres y madres espirituales de estos niños;  ellos necesitan más que nunca hoy de ustedes. En el futuro no podemos lamentarnos porque se desvían del camino si hoy podemos ayudarlos;  porque se les comparte y se les forma y es así como un niño crece con solidez.

 Por eso,  qué bueno que en la parroquia la formación sea cada vez más seria y más ordenada y esta formación sin duda se refiere a todas aquellas verdades que necesitamos conocer sobre los sacramentos,  sobre el regalo de Dios, el Don  del Espíritu Santo.  Todos sabemos que hay siete Sacramentos: Uno de ellos es el Bautismo,  el que sigue es la Confirmación.  En el bautismo Dios nos dio el Espíritu Santo nos hizo hijos de Él,  Ahora, nos da el amor de Dios,  que nos acompaña donde quiera que vayamos todos tenemos el Espíritu Santo,  y lo que quiere Dios es que se nos note el Espíritu Santo y ¿Cómo se nos nota el espíritu santo? Se nota en mí y en detalles tan pequeños, con las palabras pero sobre todo con las actitudes,  uno de esos detalles y sin duda,  cuándo tú vienes a Misa los domingos,  es el Espíritu Santo el que te trae y ¿cuándo no vienes a Misa el domingo? ¿A dónde vas? a donde tú te vayas ¿Es el Espíritu Santo el que te lleva para allá?  ¿Sí o no? ¿El Espíritu Santo te quita las ganas de ir a Misa? ¡No! ese no es el Espíritu Santo.  Ese es el espíritu del mal,  el que nos desvía del día del camino.

 Por eso,  nosotros los cristianos debemos dejarnos guiar por el Espíritu Santo, y más ahorita,  que eres padrino. Ahora que eres padrino,  tú necesitas haber venido confesado para venir con dignidad a acompañar a tu ahijado a recibir el más Sublime regalo que Dios nos puede dar El Espíritu de Dios. Por eso, el Espíritu Santo se derrama en nosotros y tenemos esta oportunidad de que realmente nosotros vivamos de acuerdo al Espíritu de Dios que nos guía.

Cuándo el Espíritu Santo viene sobre Jesús precisamente como hijo de Dios, su Padre le había encomendado una misión que era la salvación de la humanidad y este texto viene a decirnos la necesidad que tenemos del Espíritu Santo, hay  cantos donde invocamos la presencia del Espíritu Santo y decimos Espíritu Santo ven a mí.

Hoy hermanos,  papás,  mamás,  padrinos,  madrinas,  cuando a los niños se les impongan las manos de parte del Obispo ¿qué les dice el Obispo? -les dice- “Recibe por esta señal (y les hace el señal de la cruz con el Santo Crisma) recibe por esta señal el Espíritu Santo y los niños dicen: Amén,  -y después- La paz contigo y los niños dicen y con tu espíritu”

Hoy le pedimos a Dios que el Espíritu Santo que ya recibimos en la Confirmación nos renueve ese deseo de vivir de acuerdo a Dios.

Cuando nosotros estamos en pecado olvidamos al Espíritu Santo en la narración de la Palabra de Dios, -se dice- que el Espíritu Santo tiene forma de paloma, así se ha querido describir y lo importante es que viene,  aquí no vamos a ver a una paloma,  pero sin embargo;  creemos por la fe que cuando lo invocamos él viene a nosotros.

 El Señor, pues,  bendiga a todos estos niños y a ustedes papás y padrinos sean realmente ejemplo para ellos,  síganlos conduciendo por el camino de Dios,  no solamente diciendo ve a Misa;  sino,  viniendo a Misa ustedes también,  no solamente diciendo,  sigue en la formación,  sino también ustedes acudiendo a la parroquia para recibir formación que tanto necesitan.

 Que la Santísima Virgen los proteja a todos, a todas las familias de esta comunidad en la cual se celebra esta fiesta,  una fiesta de Pentecostés en la que invocamos el Espíritu Santo

Etiquetas:

Categiría: Desde las Parroquias, Destacados, Diócesis de Querétaro, Historia, JUNIO 2018, Noticias, Nuestras Noticias

Cerrada la admisión de comentarios